Como cuidar el piercing de la nariz

Introducción

El piercing de la nariz es una de las formas más populares de modificación corporal en la actualidad. Ya sea que quieras hacerte un piercing en la nariz para expresarte, para formar parte de una cultura o simplemente porque te gusta, es importante cuidarlo correctamente para evitar infecciones y asegurarte de que se cure adecuadamente. A continuación, te presentamos algunos consejos sobre cómo cuidar tu piercing de la nariz.

Cuidados básicos

Después de hacerte el piercing de la nariz, es importante que sigas estos pasos para asegurarte de que se cure adecuadamente:

  • Lávate las manos: Antes de tocar tu piercing de la nariz, asegúrate de lavarte las manos con agua y jabón para prevenir la transmisión de bacterias.
  • Limpieza: Limpia tu piercing de la nariz con una solución salina para evitar que se acumule suciedad y bacterias. Aplica la solución salina con una bola de algodón o una compresa estéril. Evita el uso de alcohol o peróxido de hidrógeno, ya que pueden resecar la piel y causar irritación.
  • No te toques el piercing: Evita tocarte el piercing de la nariz con las manos sucias. Trata de no dormir sobre el lado en el que tienes el piercing para evitar que se enganche en la ropa de cama.
  • Ajusta tu rutina de limpieza facial: Evita el uso de productos de limpieza facial en el área del piercing de la nariz durante las primeras semanas después de hacerte el piercing. Si necesitas limpiar esa área de tu cara, hazlo con cuidado y por separado del proceso de limpieza facial habitual.

Problemas comunes con los piercings de la nariz

A pesar de cuidar el piercing de la nariz correctamente, es posible que surjan algunos problemas comunes:

  • Inflamación:

    Si tu piercing de la nariz se inflama, puede ser una señal de que algo está mal. Limpia la zona y trata de no tocarte la nariz; si la inflamación no desaparece en unos pocos días, visita a un profesional para que evalué tu piercing.

  • Infección:

    Si observas pus en el piercing, es probable que tengas una infección. Evita tocarte el piercing y acude a un profesional para que te dé un tratamiento adecuado. Nunca retires el piercing tú mismo, ya que esto puede hacer que el agujero se cierre y atrape la infección dentro de tu piel.

Conclusión

Cuidar adecuadamente el piercing de la nariz es fundamental para prevenir infecciones y asegurarte de que se cure correctamente. Sigue las instrucciones de tu profesional para el cuidado posterior y no dudes en contactarlo si tienes preguntas o problemas con tu piercing. Recuerda, nunca es buena idea hacer un piercing de la nariz por tu cuenta sin la ayuda de un profesional si no tienes experiencia anterior.

Deja un comentario