A qué mes se forma la placenta

La formación de la placenta durante el embarazo

Cuando una mujer queda embarazada, su cuerpo comienza a experimentar una serie de cambios tanto físicos como hormonales. Uno de los cambios más importantes es la formación de la placenta, un órgano vital que ayuda a nutrir y proteger al feto en desarrollo.

¿A qué mes se forma la placenta?

En general, la placenta comienza a formarse alrededor de la quinta o sexta semana de embarazo, después de que el óvulo fertilizado se ha implantado en la pared del útero. En este punto, se comienza a establecer la conexión entre el feto y la madre a través del cordón umbilical y la placenta.

Cómo se forma la placenta

La placenta se forma a partir de dos partes: el trofoblasto y el tejido materno. El trofoblasto viene del embrión y el tejido materno proviene del revestimiento de la pared uterina.

El trofoblasto se adhiere a la pared del útero y comienza a establecer el suministro de sangre para el feto. Al mismo tiempo, las células del trofoblasto comienzan a formar pequeñas ramificaciones llamadas vellosidades coriónicas, que se extienden hacia la pared del útero. Estas vellosidades eventualmente forman la placenta.

La importancia de la placenta durante el embarazo

La placenta es un órgano vital para el crecimiento y desarrollo del feto. Actúa como un filtro, permitiendo que los nutrientes y el oxígeno pasen del flujo sanguíneo materno al del feto, mientras que las sustancias de desecho se eliminan del flujo sanguíneo fetal.

Además, la placenta también produce una serie de hormonas importantes que ayudan a mantener el embarazo y a preparar el cuerpo de la madre para el parto.

Conclusión

La placenta es un órgano vital que se desarrolla durante los primeros meses del embarazo. Su formación comienza alrededor de la quinta o sexta semana de embarazo y es esencial para el suministro de nutrientes y oxígeno al feto en desarrollo. Como siempre, es importante que las mujeres embarazadas reciban atención prenatal adecuada para garantizar el crecimiento saludable del feto y un embarazo sin complicaciones.

Fuentes

Deja un comentario